My Press Zone

Domingo, 26 de Marzo de 2017

Cómo negociar el sueldo en tu próxima entrevista laboral.

  Ten la mente clara al momento de pactar tu salario.

Publicado en: Ciudad de México, el por

En México hay 52 millones de personas económicamente activas y, de ellas, el 64% se encuentran en puestos de trabajo asalariado, es decir, reciben un sueldo de forma constante. Aunque no hay una cifra exacta de personas en busca de una nueva oportunidad laboral, es fácil pensar que en cualquier momento dado existen decenas o cientos de candidatos aplicando por una sola posición.

Aún con redes sociales de profesionistas y nuevas tecnologías en bolsas de trabajo, la forma tradicional en que las empresas contratan a nuevo personal, ya sea de oficina,campo o planta, sigue basada en la entrevista en persona. En algunos casos estas entrevistas se realizan por etapas, o filtros. Generalmente, en las últimas fase es donde se aseguran patrón y empleado de los términos bajo los cuales trabajarán. Uno de ellos, quizás el de mayor importancia, es el sueldo.

"Negociar un sueldo no debería ser una tarea difícil ni penosa. En las instancias en las que esta negociación se lleva a cabo, ambas partes conocen las capacidades y responsabilidades necesarias del aplicante y del puesto, respectivamente" comenta Andrés Baez, Director de ac novus. "Hay formas de negociar y, sin duda, hay errores que debemos evitar al momento de hacerlo" agrega.

Si tienes una entrevista en puerta o estás en los últimos pasos de un reclutamiento, te presentamos algunas recomendaciones de Andrés Baez para poder tener una negociación de sueldo exitosa.

- Espera: No te muestres demasiado ansioso por discutir el sueldo. Si el perfil y el puesto van de acuerdo a tu experiencia y expectativas ten por seguro que la remuneración será de acuerdo a esto.

- Mantén metas alcanzables y comunícalas: No tengas miedo de decir "Me gustaría ganar lo suficiente para dentro de determinado tiempo....". Evita hablar de números concretos y específicos.

- Conoce el mercado laboral: Tu sueldo deberá ir de acuerdo al rango del puesto y las características y habilidades que se te solicitan. Nunca te compares con tus amigos, con otros conocidos en el ramo o con lo que gana el mismo puesto en la competencia.

- Se flexible: Esto es una negociación. Ten en mente un rango en el cuál te quisieras posicionar y estate siempre preparado para exigir o conceder.

- No mientas sobre sueldos anteriores: La información es muy fácil de corroborar. Se siempre sincero con lo que has percibido.

- No pidas un sueldo con base en tus necesidades: Es mejor pensar cuánto debes ganar de acuerdo a lo que le ofreces a la empresa y no con base en cuánto necesitas para subsistir, pagar deudas o comprar un lujo.

Con estos pequeños tips te será más fácil entrar con la mente clara a una negociación de sueldo. Es fácil perderse en un momento decisivo pero al final empresa y empleado deberán entrar en una relación de ganar ganar.

Ayudamos a posicionarlo en medios
Comparte en redes sociales: